Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
►w_adblock_title◄

►w_adblock_intro◄

►w_adblock_explain◄

►w_adblock_closed_btn◄

Carlos Rodríguez
Sábado, 28 de octubre de 2017

Los toros de El Pilar protagonizan el encierro más multitudinario y rápido de la Fira

[Img #26911]Onda ha acogido esta mañana el tercero, el último y el más multitudinario de los encierros de esta Fira. Lo han protagonizado los astados de la prestigiosa ganadería de El Pilar, quienes han completado el recorrido en unos dos minutos y diez segundos en lo que se ha convertido en un encierro muy rápido y  bastante limpio, ya que solo se tuvieron que atender a cuatro personas en enfermería y sin heridas graves, según informan fuentes municipales.[Img #26912]

 

 Los mansos partieron primero de la Calle Castellón y en esta posición se mantuvieron durante todo el itinerario. Detrás, la mayoría de los toros. Tras correr por la Safona a una gran velocidad, el ganado ya se había dividido en dos bloques al entrar en la calle San Miguel. Primero, los cabestros, junto a un toro, y después, los otros cinco astados.[Img #26915]

 

Al finalizar la calle San Miguel, ya se vivieron algunos momentos de tensión, como cuando un aficionado a punto estuvo de ser corneado por uno de los astados, pero si en Pamplona tienen el capote de San Fermín, en Onda apareció el Santísimo Salvador.

 

En la calle Virgen del Carmen hubo un gran número de aficionados que corrieron delante de los mansos, pero los que pudieron ponerse, a escasos metros, delante de los toros, protagonizaron grandes carreras que finalizaron en la curva anterior a Ecce Homo.

 

Allí se concentraron, como es habitual, la mayoría de los corredores, que desembocaron, junto a los astados, en el Pla, y desde allí al Raval de Sant Josep. Los astados llegaron prácticamente como empezaron. Primero los mansos, que entraron rápidamente a los toriles, y después los cinco toros, que tras esperar unos momentos en la plaza, entraron al trapo rojo que se les mostró y en breves instantes se juntaron junto al resto de la manada. 

ARRELSonline.es • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress